27 septiembre 2014

#bousalgemesí14/ triunfa jorge expósito; ganan algemesí y la tauromaquia

Jorge Expósito, a hombros por la puerta grande de su plaza | VÍDEO

La diana floreada para el último tercio del cuarto fue la cima del estallido de una plaza a parir. Algemesí en estado puro. La lidia de 'Lindero' tenía la emoción del genio encastado. Un novillo cuajado y bien hechurado. Sin duda el más guapo de un lote con demasiadas carencias enviado por Santi Domecq. En plaza Jorge Expósito. Ilusiones y nervios. El xiquet de casa. Pocos caerían, pero era algo así como su despedida de novillero de su plaza. Y enfrente un novillo de marcada exigencia. De capa lo demostró. Fijeza en el caballo. Tal vez una segunda vara lo hubiera atemperado más. El tercio de quites, de más querer que sentimiento. Por verónicas el sobresaliente Francisco Damas. La respuesta de Expósito, capote a la espalda. Raza y poder en la embestida. Pidiendo mando. Las gaoneras fueron aviso. 

A toma y daca. El novillo pedía los papeles. Tras la floreada, Expósito lo llamó en el centro de la caja. Montera sobre los pies. Un estatuario. La montera salió volando. El toreo, a toma y daca. Repetidor y falto de temple 'Lindero'. Tensión en el muletazo. Uno tú, otro yo. Uno se vaciaba por abajo, otro rebañaba y buscaba, lanzaba el gañafón o se salía por encima del palillo y repetía siempre. Jorge Expósito resoplaba a la vez que sonreía. La emoción se palpaba. La casta también. Jorge Expósito fiel a su concepto puro. Daba el pecho y cargaba la suerte. Más atemperado el novillo, se suavizó la batalla. A pies juntos, muletazo breve. La plaza entregada. Las manoletinas y espadazo arriba. Caían las dos orejas. Triunfaba Jorge Expósito que se iba por la puerta grande y ganaba Algemesí, su Fiesta y la Tauromaquia.

Qué gozada esa intensidad, qué derroche de todo un pueblo desde que levanta su plaza hasta que saca a su torero por la puerta grande. La Tauromaquia del pueblo y en manos del pueblo. No cabe más verdad ni más emoción ahí. L'enhorabona a tot el poble d'Algemesí.

Alguien programó mal. Esta novillada debería haber servido de efusivo epílogo a toda la Setmana de Bous, pero todavía queda el relleno de rejones mañana. Difícil será caldear así. Ojalá.

Martín Escudero debió salir también por la Puerta Grande, pero estuvo hecho un pinchauvas para estropear la excelente dimensión ofrecida. El madrileño se mostró maduro. Impávida quietud que conjugó con técnica y valor. Siempre arriñonado, sin medio retorcimiento. Pulseó muy bien la media embestida de su primero. Novillo muy escaso de poder, y por ello de media arrancada. El fallo a espadas lo dejó sin premio.

A Jorge Expósito, en cambio, los aceros no le dudaron. Una oreja le cortó a su primero, novillo que faenó con despierta actitud para manejar la desordenada movilidad con firmeza y técnica. Por el izquierdo se reunió bien, con solvencia, pero faltó encontrar la ligazon. Actitud y estocada de oreja.

La segunda parte de la novillada sacó más raza. O genio. Muy crudo se dejó Martín Escudero al tercero. Bruto el animal, Escudero le embarcó en la media distancia y resolvió las exigencias del castaño chorreado 'Buscado 1'. Con pies de plomo y seguridad gobernó una faena que se alargó, pero siempre con fundamento. También en la corta distancia se colocó para el toreo. Sin artificios, con entrega. Una oreja y ovación al novillo.

Luego ya vendría la diana floreada, el estallido, la força d'un poble y la emocionante faena entre Jorge Expósito y Lindero. Enhorabona, Algemesí. La Tauromaquia, aunque parezca que no, te agradece todo este esfuerzo. 

Fins l'any vinent!!


Algemesí, 27 de septiembre de 2014. Octava de la Setmana de Bous. Novillos de Santiago Domecq desigual. Los dos primeros bajos de trapío y discretos y sospechosos de pitones. Tercero y cuarto, encastados y ovacionados fuerte en el arrastre. Martí Escudero (ovación y oreja tras aviso) y Jorge Expósito (oreja y dos orejas). Lleno (cerca de 5.000 personas).