12 febrero 2014

miguel ángel perera dice adiós a twitter

Y hace bien. Porque no resulta agradable presenciar cómo determinados personajes públicos gestionan sus redes sociales en determinadas situaciones desde el mero impulso.

Miguel Ángel Perera (@miguelangperera), tras varios enganchones tuiteros en sus 2.803 tuits, ha decidido despedirse desde su cuenta personal, que era seguida por 34.000 usuarios. "Os anuncio el fin de mi etapa en tuiter. No sé si será definitivo (espero que sí) o temporal", ha tuiteado.

Queda esperar que sea definitivo, o al menos que no vuelva en una buena temporada. La cuenta que mantendrá activa es la que de su equipo de comunicación @infoMAPerera, que por el momento sólo cuenta con 2.600 seguidores.



El ambiente que se vive entre aficionados, profesionales y periodistas en el Twitter (taurino) se distorsiona con facilidad y el enfrentamiento 2.0 es prácticamente constante. Perera alguna que otra vez se ha implicado demasiado en según qué discusiones y está claro que de eso no ha sacado nada en positivo y una presión aún mayor a la que genera su profesión.

El manejo de una red social por un personaje público es complicado y puede acarrear serios problemas que normalmente no se quedan ahí. La mejor solución --si no se produce un cambio radical-- es retirarse y tomar distancia con las redes sociales. No hace falta ni asomarse a ver qué se dice por ahí, porque siempre existe la tentación de no callarse. Esperemos que Perera cumpla su decisión y deje a los profesionales que coordinen sus diferentes perfiles en las redes sociales. Seguro que lo hacen mejor.