13 abril 2016

la bravura indultada de 'cobradiezmos' y la pureza de paco ureña


 Los grises de Victorino Martín revientan la Feria de Abril con un toro bravísimo, intenso, profundo y emocionante que fue indultado por un público --10.000 personas-- que se levantó en clamor cuando Manuel Escribano concluía su faena. Una faena que fue exigente, de mano baja y muletazos larguísimos.

Toro bravo, de tres tercios, sin claudicar jamás. Embistiendo hasta el final con tremenda belleza se gana la vida por bravo de verdad. Larga vida a Cobradiezmos-37 y enhorabuena a todos lo que aman el toro bravo y se emocionan con el arte verdadero del toreo.

Manuel Escribano, que recibió a 'Cobradiezmos' a porta gayola, dio la vuelta al ruedo tras el indulto y con las dos orejas, junto al ganadero Victorino Martín y el mayoral de la ganadería.




Tarde de emoción y algún que otro lagrimón. Antes, Paco Ureña había conmocionado con el toreo en pureza y al ralentí con el toro 'Galapagueño'. Muy despacio, sobre todo, por la mano diestra. El torero extrajo lo mejor de una embestida emocionante. Se puso a torear apenas sin probaturas. Ya por ahí se durmió la embestida. Colocación, temple y la naturalidad de un torero entregado. Y un espadazo de remate. La Maestranza se entregó a Ureña.

Luego la tarde pasaría a la historia con indulto de Cobradiezmos, de Victorino Martín, que tras Velador en Las Ventas en el 82, agrandaba su historia y la de la Tauromaquia un 13 de abril de 2016 en Sevilla con otro indulto.