28 julio 2015

la feria de julio: claves, conclusiones e impactos

 Foto :: @viviaguilera

1.- EL GRAN ACONTECIMIENTO DE VALÈNCIA DURANTE LA FERIA DE JULIO
Evidentemente, son los toros de la Fira de Juliol o de Sant Jaume. Pese a su corta duración, el ciclo taurino se ha reivindicado como el gran acontecimiento de una ciudad que, este año, por los recientes cambios de gobierno y color políticos, ha querido poner especial énfasis en la promoción de cada acto que se ha celebrado, excepto los taurinos que han sido ninguneados desde el Ayuntamiento de València. Como antes, como siempre. Por eso no estaría de más que gobierno municipal y Diputación alcanzasen algún tipo de acuerdo para aprovechar sinergias y que la Feria de Julio no se reduzca por fobias o intereses partidistas. Ahí quedan los números en la calle Xàtiva. Alrededor de 25.000 personas han pasado por los tendidos de la Plaza de Toros de València, una media de 5.000 cada día, contando desencajonada y novillada. Sin duda, el gran acontemcimiento de la Feria de Julio, el más concurrido y el de mayor impacto económico y social.

2.- LO PEOR
Que la Plaza de toros de València cierra sus puertas hasta las Fallas de 2016 y que han pasado 48 horas de la histórica corrida de Miura y no se ha anunciado ya a bombo y platillo, llenando la ciudad de carteles, que se ha firmado una corrida con el hierro de Zahariche para Julio 2016. Promoción, difusión, creatividad, ilusión... nada. Lo peor: un nefasto pliego (otro más) que permite mantener cerradas las puertas del coso de la calle Xàtiva hasta Fallas, y en Fallas, como siempre, será la gran feria del mangoneo taurino. Adiós festejos de la Virgen o del 9 d'Octubre... #CreandoAfición.

3.- VALENCIA, PLAZA DE PRIMERA, EL TORO Y LA EMOCIÓN
La esencia de la Feria de Julio volvió a funcionar. Si hace un año fue gracias al inolvidable 'Trastero' de Cuadri, éste ha sido una corrida de Miura la que ha puesto a València en lugar que merecía y ha reivindicado su posición. Ya la víspera uno de Cuvillo también pidió la vez. Y la emoción y la disposición de toreros como Rafael Rubio 'Rafaelillo', Manuel Escribano, Pablo Hermoso de Mendoza, Sebastián Castella o José María Manzanares completaron el círculo mágico para que lo que pasará tuviera la transcendencia que merecía el presente y también la historia.


4.- LA TELE
El rebautizado Movistar Plus Toros amplificó el mensaje y la tarde de Miura alcanzó toda la relevancia que merecía. Magnífico colofón a una Feria de Julio taurina que necesita del empujón, apoyo y cabeza de todos. Con este altavoz se volvió a reivindircar el punto uno: los toros, gran acontecimiento durante la Fira de Juliol. Lo que pasaba en València interesaba de verdad más allá de las cruces de la propia ciudad.

5.- LAS REDES
Ese interés político de dotar a 'la otra' Feria de Julio de proyección en las redes sociales, se ha visto empequeñecido por lo que mueve de forma natural un ciclo taurino. Pero lo que hay que valorar aquí no son solo las cifras público (25.000 personas) o el impacto económico real de hostelería, restauración o transporte, que también. Sino la conversación que origina o todos los impactos que provoca. Basta echar un vistazo al hashtag #FeriadeJulio para ver un absoluto predominio taurino entre los tuits o alcanzar TT nombres como Miura, Rafaelillo o Talavante. Incluso con el #FiradeJuliol. Como ejemplo, ahí van algunos datos del 26 de julio: cómo se hablaba más a la hora del sorteo o de la corrida, quién tuiteaba o cuáles eran los términos más utilizados.




6.- NUEVA DIPUTACIÓN, NUEVAS FORMAS
La nueva Diputació de València incluso ha mostrado normalidad con los toros, tuiteando la actividad del nuevo responsable de Asuntos Taurinos, Toni Gaspar. No se escondió la presencia de alcaldes socialistas en los toros (como los de Algemesí, El Puig o Mislata), la relación de Toni Gaspar con los medios especializados taurinos (Tendido Cero) o el encuentro de Tendido Joven con el nuevo diputado de Asuntos Taurinos. Son detalles que no deben pasar desapercibidos que tratan de normalizar la Tauromaquia con nuevas formas.

tendido joven.jpg

7.- COMENZAR A LAS 20 HORAS
Será una buena propuesta si se mantiene el año próximo y no se sigue experimentando. Menos calor, aunque tampoco demasiado, y no excesivas quejas. Las entradas por ahí no parece que se hayan resentido. Lo que no puede ser es que en València casi todas las corridas superen las dos horas y media por sistema haya o no haya merienda. Si además se pudiese contar con la colaboración de Renfe y Metro Valencia sería mucho mejor.

8.- LA DESENCAIXONÀ
Se debe mantener siempre. Con todas sus circunstancias. Este año fue el mejor escaparate de la feria y una inversión en publicidad (más de 20.000 visualizaciones este vídeo). Se debe mejorar, se debe intentar que se presenten todos los festejos del ciclo. Este año sólo la emoción de los Miura al salir del cajón ya empezó a darle argumento a la feria. Y siempre hay que darle un previo sin caballos o de clase práctica de al menos dos o tres novillos para que vaya cayendo la noche. Es la fórmula.

9.- LOS QUE LLENAN
La tarde del 25 de julio fue la reivindicación de las dos figuras del toreo --que nadie se ofenda por llamarles figuras-- más taquilleras, al menos, en València. Pero esto es así. En València quien más vende es Manzanares, luego puede que vaya El Fandi, y luego está Sebastián Castella. Con permiso de El Soro, que en 2015 ha sido el único que ha colgado el cartel de no hay billetes aquí. Pero a lo que vamos, Castella y Manzanares pusieron los tres cuartos, unas 8.000 personas --Hermoso de Mendoza a alguien llevarías también, claro-- y, sobre todo, reivindicaron su posición en una tarde triunfalista, pero que afrontaron con ambición y generosidad.

10.-LOS QUE NO LLENAN
Son los que no llenan y además van de tristes u optan por efectismos para tratar de agarrar el triunfo. Media plaza para Finito, Morante y Talavante es demasiado poco para las exigencias con las que alguno de ellos pisa los despachos. Peor todavía es que ese día no pasó nada. Además, es una combinación sin futuro. Uno se acordaba de la presentación de César Jiménez en València con Finito y José Tomás. Dos consagrados y un joven con hambre. Aquel día César abrió su primera puerta grande en València, del mismo modo que ahora Finito o Morante le cerraban el paso a algún joven valor.


y 11.- FRENTE AL ODIO, PASIÓN E INTELIGENCIA