22 abril 2010

el juli y zurcidor de torrealta

Sevilla, 20 de abril de 2010.



Zurcidor, que así se llamaba el Torrealta, era un toro de madre ibarreña y padre torrestrella --según el ganadero, Borja Prado--, pesó 492 kilos, estaba herrado con el 93 y había nacido en octubre de 2004. Se le llegó a pedir un indulto que hubiera sido excesivo.

Digamos que se acercó a la 'perfección' --si tal cosa existe-- del toro moderno, el que pone de acuerdo a casi todos. Por su innegable trapío, porque repuchó en varas, salió suelto y no se le pegó en exceso, porque se quería comer con ansia la muleta de Julián, porque descolgaba todo su cuello y arrastraba el hocico por el albero con tremenda fijeza, porque embestía galopando en cada arrancada y porque dos veces que le dejaron ir, se fue suelto y acusó su mansedumbre.